El síndrome de Osgood-Schlatter, es una de las causas más comunes del dolor de rodillas de los adolescentes que practican actividad deportiva física.